martes, 2 de junio de 2015

COPLAS A LO DIVINO, DE SAN JUAN DE LA CRUZ


Tras de un amoroso lance,
y no de esperanza falto,
volé tan alto, tan alto,
que le di a la caza alcance.

Para que yo alcance diese
a aqueste lance divino,
tanto volar me convino
que de vista me perdiese;
y, con todo, en este trance
en el vuelo quedé falto;
mas el amor fue tan alto,
que le di a la caza alcance.
Cuando más alto subía
deslumbróseme la vista,
y la más fuerte conquista
en escuro se hacía;
mas, por ser de amor el lance,
di un ciego y oscuro salto,
y fui tan alto, tan alto,
que le di a la caza alcance.
Cuanto más alto llegaba
de este lance tan subido,
tanto más bajo y rendido
y abatido me hallaba;
dixe: No habrá quien alcance;
y abatíme tanto, tanto,
que fui tan alto, tan alto,
que le di a la caza alcance.
Por una extraña manera
mil vuelos pasó de un vuelo,
porque esperanza de cielo
tanto alcanza cuanto espera;
esperé solo este lance
y en esperar no fui falto,
pues fui tan alto, tan alto,
que le di a la caza alcance.

------------------------------------------------------------------------------------------------

Nota.- Ayer acepté en un juego de Facebook publicar cuatro poemas durante cuatro días. Aunque no soy persona que entre en cadenas, sí me meto en esta en parte (y digo en parte porque no nominaré a cuatro personas para que lo continúen) por tratarse de poesía. 
Así que, si el tiempo ni las circunstancias lo impiden, por aquí estaré los días venideros hasta completar los cuatro poemas.