domingo, 28 de marzo de 2010

LA FIESTA ESTÁ EN LA CALLE

Río Segura, Puente Viejo y torre de la catedral desde la Pasarela Manterola. Murcia.
(Fotografía de Isabel Martínez)

Durante diecisiete días, Murcia es una fiesta.


Detalle del ángel de Salzillo. De La oración del huerto

Desde el Viernes de Dolores hasta el domingo siguiente al de Resurrección, los murcianos vivimos en la calle.

La Semana Santa es colorida y espectacular. Dos procesiones me gustan sobre las muchas que salen de las iglesias de esta ciudad barroca, mediterránea y alegre: la del Miércoles Santo, la de los coloraos -donde el regocijo se esparce por la ciudad al ritmo del desfile de más de una veintena de pasos-, y la del Viernes Santo por la mañana, la de los salzillos, -donde desfilan, una tras otra, las insignes esculturas del imaginero más grande que ha dado nuestra tierra-.
 
Escena en un jardín del día del Bando de la Huerta
(Imagen tomada de internet)
 
La semana siguiente a la de Semana Santa se celebra la de las Fiestas de Primavera. Cuando yo era una niña, hace millones de años, eran sólo los tres días siguientes al domingo de Resurrección, con tres sendos desfiles: el del Bando de la Huerta, el de la Batalla de Flores y el del Entierro de la Sardina. Desde hace ya mucho tiempo, esos tres días se ampliaron y se extendieron a una semana completa; además de hacer fiesta local el martes del Bando de la Huerta y conseguir que la ciudad entera fuera una fiesta. En esta semana lúdica, la alegría de los murcianos se esparce por las calles en un continuo jolgorio. Se suprimió el desfile de la Batalla de Flores -por clasista, según comentan-, pero las flores se abren a cada paso y alegran el paisaje ciudadano.

De la semana de la Fiestas de Primavera, para mí el día más colorista es el del Bando de la Huerta, donde la ciudad es tomada desde primeras horas de la mañana por miles de personas vestidas de huertanos. Para una persona que no sea de aquí, vivir ese día le supondrá una experiencia que no olvidará jamás.


Plaza de Santa Catalina, Murcia
(Fotografía de Isabel Martínez)
 
La plaza de Santa Catalina, adyacente a la plaza de las Flores mostraba ayer este aspecto. ¿Me quieren decir cómo me quedo en casa?
 
Plaza de Santa Catalina y, al fondo, Plaza de Las Flores. Murcia
(Fotografía de Isabel Martínez)
 
Perdonen si estos días ando negligente con mi blog y sus blogs, pero no lo puedo resistir: la fiesta está en la calle. 

108 comentarios:

  1. Yo he aprendido a decir: "cuando yo era joven ( allá, en el siglo pasado)" y la gente me mira como si ella no hubiera nacido en el siglo pasado...
    Te perdono: sal a la calle; de algo tenía que servirte ser de la tierra del imaginero más grande de todos los tiempos (pasados, presentes y futuros).

    ResponderEliminar
  2. Pues coincido con María Jesús en lo de "cuando yo eran jóven" y siempre hay algún gracioso que dice que hicel la mili con lanza.

    No conozco Murcia, pese a que tengo un montón de amigos de esa zona. Conozco el famoso cantón donde serví a la patria. Tengo pendiente un vieja a esa ciudad.

    Pero ya sé que la Semana Santa de Murcia es muy especial, aunque no sabía que la extendéis una semana más.

    Salzillo: ¿qué decir? Nada, está todo dicho.

    ResponderEliminar
  3. Isabel, con esta perspectiva que se presenta claro que no debes quedarte en casa, sería un pecado mortal, a salir y disfrutar todo lo que puedas, el entierro de la sardina tambien es muy típico aquí,deja el blog unos días y diviértete todo y más, ya nos contarás cuando vuelvas y pon fotos que me encantan.Petonets maca.

    ResponderEliminar
  4. Nada, nada, a vivir que son dos días. La alegría es una de las pocas cosas que conviene tomar en serio. Levanten anclas y extiendan velas, tiempo habrá de zozobrar.

    ResponderEliminar
  5. OLE, OLE, Y OLE, ya era hora que alguna y no alguno, le echara flores a esta tierra, me quito la montera. Yo no lo hubiera echo mejor, esas fotos y esos detalles, lo dicen todo. Solo te ha faltao algun fragmento en panocho, pero lo mismo de eso me encargo yo, mas adelante en estos comentarios.
    De las procesiones, esta claro, que son las de mas renombre, pero hace unos años, y te lo digo a ti,
    el Viernes Santo a las 12 de la noche sale una procesión del Carmen que le dicen la del Retorno. Es una procesión pequeña con pocos pasos y poca gente. Yo en aquella ocasión tuve que parar el coche en el puente viejo para que pasara y no se porque a esa hora tardía me cautivó . Es cuando la Virgen vuelve del Calvario, y mira que soy poco religioso. Si tienes ocasión mirala.
    Celebro lo que dice Maria Jesus y Txma sobre Salcillo, es que no hay comparación ( el otro día tuve un pequeño rifirafe al respecto en otro blog).
    Bueno seguiremos hablando de esta entrada. Un saludo

    ResponderEliminar
  6. ¡Qué suerte dos semanas de vacaciones! Que las disfrutes muchísimo y, por supuesto, no te quedes en casa. Por las fotos que pones tiene que estarse divinamente en la calle.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Hola, Isabel. Bueno, éste tuyo es un alegre anuncio de lo que pasa y pasará por Murcia estos días. Por desgracia, a mí no me van a ver mucho por la calle. Estaré recogida en mi casa con un montón de libracos y trabajo, y luego en el campo con un montón de espartos y de críos. Es mi vida. Algo pillaré, supongo entre libros y espartos. Por lo menos ayer fui al cine, que hacía mucho tiempo que no iba a la pantalla grande. En cuanto me despeje, te llamo y nos tomamos un café por ahí. Besicos.

    ResponderEliminar
  8. Gracias por tu visita y comentario y... NO LO DUDES!!! no teimporte dejarnos de lado estos días y, si eres religiosa, alimenta tu espíritu, y en cualquier caso, goza de esas Fiestas y de la Primavera murciana. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Isabel...en la foto te veo muy bien conservada, para la edad que dices tener...jejeje...
    con este ambientazo en la ciudad, si te gusta...no me extraña que estés en la calle...
    Conocí Murcia, cuando asistí a un congreso y visité el museo de Salzillo...
    impresionante debe de ser "en vivo"...las procesiones de Semana Santa.
    ¡¡ disfruta!!.

    ResponderEliminar
  10. Vacaciones, fiestas, primavera, sol y calle, mezcla explosiva, que alguien encienda la mecha yaaaaa!!! un saludo.

    ResponderEliminar
  11. Isabel sal a la calle y disfruta de la fiesta y cuando ya todo este en calma, vienes y nos lo cuentas todo, todo. Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Esos Salzillos en vivo tienen que ser bellísimos. Y las fotos de tu Murcia son de lo más alegres. Diviértete, ya nos cuentas.
    Lo más cerca que he estado de tu ciudad, fue hace más de 25 años, veníamos en coche de Francia e Italia y pasamos a ver si visitábamos los famosos Baños. Pero fue imposible, estaban cerrados, o algo así, o en restauración, ahora no recuerdo bien...
    Un abrazo, querida Isabel

    ResponderEliminar
  13. Ni se te ocurra quedarte en casa, teniendo en cuenta el espectáculo que debuta tras tu ventana. Tienes que salir, empaparte de todo lo que ocurre a tu alredor. Y, si puedes, llévate tu cámara para luego traernos las calles junto a tus palabras.
    Así que tranquila, te esperemos impacientes. Seguro que vuelves llena de vivencias para compartir.
    Por cierto, ignoraba que después de Semana Santa en Murcia se celebrara la primavera.
    Un abrazo y hasta la vuelta.

    ResponderEliminar
  14. Yo que tengo seis nietos, no soy la más indicada para hablar de "juventud", aunque he comprobado, que el espíritu puede ser siempre joven. (a veces).

    Preciosas imágenes, hablan por si solas.No conozco Murcia, gracias por mostrarnos una parte de ella.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  15. Que linda es Murcia, por favor! Quisiera estar alli, Isabel. Que siga la fiesta.

    ResponderEliminar
  16. Disfruta de las fiestas y la semana santa, amiga Isabel. Tras ver esas imágenes, a mí también me gustaría estar por esas plazas. Que lo pases muy bien. Nosotros seguiremos aquí cuando regreses.

    Un fuerte abrazo.

    Jorge Andreu

    ResponderEliminar
  17. Se respira alegría en tus fotografías.
    Me gusta disfrutar de la semana santa por gozar del arte de las esculturas que desfilan.
    Un beso y diviértete.

    ResponderEliminar
  18. No, no te quedes en casa, o quédate solo lo justo para escribir un poco, por ejemplo. Hermosas esas imágenes de Murcia, a la que aprendí a querer en unos días. ´Murcia es puro mediterráneo y en eso me identifico tanto que la siento un poco mía. Desde que estoy descubriendo tantos murcianos inteligentes y sensibles, la siento más mía todavía.

    Es verdad. En primavera el Mediterráneo está maravilloso: toda la ladera, desde el sur andaluz hasta el norte, pasando por Valencia naturalmente. Esto por hablar de España. Si nos vamos a otros enclaves, más de lo mismo. Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  19. No te resistas, llénate de calle y de fiesta y de luz y de color, ya habrá tiempo para que nos cuentes.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  20. Por favor, que preciosa es tu Murcia, y debe ser más linda en estas fchas. Ya me lo estoy imaginando y deseando. un besho

    ResponderEliminar
  21. Hola Isabel,los murcianos no necesitamos la fiesta para estar en la calle. Siempre estamos en ella,pero que razón tienes estos días aún más.
    Yo soy "colorá" en mis años salí y cuando me fuí a vivir fuera le regalé la túnica a un primo mío,a veces me arrepiento,aunque no me han salido nazarenos mis hijos.
    El miércoles siempre me visto de rojo y en los últimos años con la cámara en el bolso. El año pasado colgué unas foticos muy costumbristas que no me quedaron mal.
    No sé todavía qué haré este año, seguro que iré a oir las trompetas y tambores tan caracteristicos de este día..La explosión de color y alegría,carmelos, habas, huevos duros y monas nos hace salir a contemplar ese rio de color que sólo nosotros entendemos...
    Mis hijos cuando eran pequeños y veniamos se volvían locos por los caramelos. Al volver a casa de la abuela derramaban la bolsa con varios kilos y se los repartían por colores...Era una estampa que creo que recordaran toda la vida.Les guardaba los caramelos y se los iba dosificando hasta el verano,incluso hasta el año siguiente...
    Del Bando me gusta el color y el sabor de las barracas,en cuanto al desfile, me parece que pierde su interés una hora después de haber salido....
    La nueva fiesta de las flores o primavera no le encuentro mucho sentido la podrían unir al Bando y hacer un conjunto más del mismo.
    El Entierro de la Sardina...uff,ha cambiado tanto...pero es verdad que la alegría y el jolgorio te incita estar en la calle y recoger un pito o una pelota...o ver cómo se lo dan a otro...ja,ja..Me gustan más los días previos. En fin que por ahí estaremos....
    Besicos.

    ResponderEliminar
  22. A la calle nos vamos todos los del Sur. A las procesiones, a la playa, a los deportes al aire libre... ¿Quién se queda en casa con este tiempo?

    Muy buenas las fotos.

    ResponderEliminar
  23. Amiguica te gusta a ti la marcha más que a Alonso la formula 1.
    No sales del cogollo de Murcia es decir del convento de las Isabellas, el edificio del Contraste, la Lonja, la casa de los Escribanos, la calle de la Carnicería y el Matadero.
    ¡Ale!, ahora a descubrir que es lo que te he dicho.
    Oye, podíamos hacer una cosa, para repetirnos el trabajo y no repetirnos, tú te encargas de las Fiestas de Primavera y yo te remito a toda la gente a tu blog y yo me encargo de las Procesiones y tú haces lo propio ¿Te parece?
    Un abrazo y un beso engarzado en plata del señor platero.

    ResponderEliminar
  24. ¡Ay, que vivo en Orihuela, que no es mi Murcia!
    Cuantos recuerdos de esos años en que no me perdia ninguna procesión, e incluso la del Domingo de Resurrección pasaba por mi casa...
    Me encanta Murcia en estos días...y siempre.
    Un besico, y al mirar las procesiones acuérdate un poquico de mí.

    ResponderEliminar
  25. Lo que no se te perdonaría es que, con este tiempo, y ese panorama, te quedases en casa a actualizar tu blog y los nuestros...!
    disfruta, huertanica!!
    .-))))

    ResponderEliminar
  26. A la calle nos vamos todos los del Sur. A las procesiones, a la playa, a los deportes al aire libre... ¿Quién se queda en casa con este tiempo?

    Muy buenas las fotos.

    ResponderEliminar
  27. Deberías dedicarte más a la fotografía!
    y qué bonito Murcia ( no conozco...)
    Mujer no te quedes adentro! Ala...
    a la calle!


    Baci

    ResponderEliminar
  28. Si la fiesta está en la calle, allí es donde hay que estar.
    Disfrútala al máximo.
    Yo voy a seguir con mi penitencia, por lo menos hasta el jueves al mediodía.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  29. Doy fe de tus palabras Isabel, doy fe por ser Murciano y porque este fin de semana yo también lo he pasado en las calles de Murcia y sólo ha sido el principio. En estos días todo se junta, la fiesta, los días más largos, el buen tiempo y sobre todo el ambiente de las terrazas... para mí tomarme una cerveza en una terraza es algo como volver a nacer, como detener el tiempo un segundo y sentirme muy vivo.
    Espero cruzarme contigo por alguna de esas terrazas y sonreir muy fuerte.

    Un fuerte abrazo.

    Pd. La fotos son muy bonitas. Me has dejado alucinado.
    Otro abrazo pijo.

    ResponderEliminar
  30. No lo dije, pero como alguien lo ha dicho deberias dedicarte a la fotografia, porque la foto desde el puente Manterola es preciosa.

    ResponderEliminar
  31. Estoy descansando estos días, pero ahora que dispongo de unos minutos los aprovecho para pasar a dejarte una semilla de petunias para seguir cultivando la fluida amistad que nos une. Si tu también estás viviendo la semana Santa en armonía con la familia y amistades disfrutala en todo lo posible, y nos encontraremos a la vuelta.

    Me despido con un abrazo, mi paz y unas...

    ¡¡Felices Pascuas!!

    María del Carmen.

    ResponderEliminar
  32. Dsifruta Isabel, y bébete unas cañas a nuestra salud
    Oye, por cierto, fijate bien en la mirada del angel de Salzillo que has puesto porque es igualita al mirar del Che en la famosa foto de Korda (no he bebido nada. Hasta las 8 no suelo hacerlo)
    ¡salud Isabel!

    ResponderEliminar
  33. Isabel, ya ves, aunque tarde, vengo para desearte que disfrutes mucho, mucho.
    Salzillo no sólo es grande en vuestra tierra, fue uno de los grandes escultores barrocos españoles y las fiestas son para vivirlas a tope, hay que aprovechar.
    Bicos

    ResponderEliminar
  34. Has sabido captar la luz de nuestra primavera. Murcia es así, tal cual tú la retratas.
    Plza. Belluga, Plza. de las Flores, Plza. Sta. Catalina, Sto. Domingo, Trapería, Platería, Alfonso X, El Malecón... Estoy contigo, no se puede estar en casa.
    Besicos.

    ResponderEliminar
  35. Isabel, a la calle, a la calle...

    Que disfrutes de esa tu preciosa tierra, y de las maravillosas esculturas que se encuentran en sus calles.

    Besos y hasta pronto

    ResponderEliminar
  36. ¡Que envidia, Isabel! Sois unos privilegiados. En Madrid hace un frío invernal, "sazonado" con intervalos de lluvia. Que lo disfrutéis mucho. El Angel de Salcillo, excelente talla, como todas las suyas, porque era sin duda un genio. Ese ángel es muy humano, como entiendo deberían ser y serán todos los ángeles. Quiero decir, si Dios conoce perfectamente la naturaleza de los hombres, ¿por qué no su cortejo angélico?. Tengan o no sexo, los ángeles son necesarios para guiar a los hombres. Un beso, Isabel. Feliz Semana Santa, en la Hermosa Murcia. Luis Madrigal.-

    ResponderEliminar
  37. Isabel hermosa Felices Pascuas !!!! Disfruta de tu bella Murcia, ya la pasearemos juntas algun dia quien te dice....Besos de fiesta

    ResponderEliminar
  38. Marcho unos dias fuera amiga, vuelvo a finales de semana.

    Un abrazo...!

    ResponderEliminar
  39. Desde luego, si te quedaras en casa no tendrías perdón, con ese tiempo y esa ciudad radiante y casi explosiva... No sabes con cuánto gusto me sentaría yo en una de esas terracitas al sol, a tomarme algo contigo. Besos y mucho descanso.

    ResponderEliminar
  40. Gracias amiga por recordarme hoy la tierra dónde nació mi padre, en aquel pueblo "Jumilla" dónde volvió de joven y lo confundieron precisamente con el personaje que hacía de Jesucristo, (la verdad es que llevaba el pelo, la barba, y la figura ideal para hacerlo), ha sido un gran momento para dibujar una sonrisa ya que no está desde hace algo más de un año.
    Buenas fiestas a todas esas zonas dónde se vive de forma tan especial, a todos los que les guste difrutar estos días, cada uno a su manera.
    Un enorme beso Isabel.

    ResponderEliminar
  41. Qué envidia me das, Isabel.

    Además, son fotografías de mi zona de distribución natural murciana. Ahora mismo me tomaría una ensaladilla en La Tapa.

    Viví muy cerca de ahí unos meses, además, cuanto todavía había horno de leña al lado de la calle Madre de Dios.

    Después de la ensaladilla, me iría a Gonzalez Palencia a ver a Diego Marín, que ya parece Einstein, y me compraría todos los libros, ay.

    Yo aquí, en Las Coruñas, en remojo y sin ensaladillas de La Tapa, Ay otra vez.

    ResponderEliminar
  42. Isabelica, páste por el jardín de Floridablana por mi Barraca de la peña El Tablacho que te regale una revista de la misma y nos tomemos unas morcillicas, un beso.

    Pregunta por mi.

    ResponderEliminar
  43. Hola amiga preciosa entrada y bella imágen.

    En mi blog tienes un premio puedes pasar a recogerlo cuando lo desees . Un abrazo de MA .

    ResponderEliminar
  44. María Jesús, ¿tú del siglo pasado? Y de éste y de los venideros. La gente como tú no caduca nunca.

    El encumbramiento de Salzillo lo has hecho tú. Yo quise ser humilde y que no se me tachara de chovinista.

    Bicos, galleguiña no caduca.

    ResponderEliminar
  45. Txema, tú lo has dicho también, lo de Salzillo, que consta.

    Cómo me he reído con tu comentario. Pues harías la mili con lanza y yo tendré millones de años, pero nos conservamos de maravilla. Además, como somos europeos modernos, estamos de moda, porque tener unos años viste en Europa la antigua.

    Pues si te pasas por Cartagena te vas a llevar más de una sorpresa agradable. La han cambiado mucho y para bien. No la reconocerías. Está preciosa y luce restos romanos de altura.

    En cuanto a Murcia, no tienes más que animarte. Aquí, te recibiríamos muy bien.

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  46. Geni, si ya ves, apenas paro en casa. Intento ser lo más negligente que puedo, pero me vence la responsabilidad, un defecto que arrastro desde chica. Pienso que ya no me curaré de él y buena prueba es que aquí estoy, en este ratito.
    Petonets, maca.

    ResponderEliminar
  47. Gaia, qué bien me entiendes siempre. Por eso me gusta ser tu amiga. Compartimos el humor, un sentido más que esencial para navegar por los mares de la vida. Pues anímate y ven a que te den caramelos que, como dices, ya habrá tiempo de zozobrar.
    Un beso grande.

    ResponderEliminar
  48. Curro, gracias por esos "olés" y tu entrega hacia mi tierra, más loable sabiendo que no naciste aquí y que tu amor es elegido y maduro, como las buenas amistades.

    La procesión del viernes, la de media noche, la vi hace unos pocos años y es realmente preciosa. Tenemos tantas y tan bonitas. Hay días que salen cuatro o más, que últimamente no ando muy puesta.
    Si te gustan las silenciosas y sentidas, la del jueves noche, la de San Lorenzo, la del silencio. Los nazarenos con hábitos morados y sin buche, que ésa es cosa seria y no se dan caramelos. Además, se apagan las luces de las farolas.

    Lo del panocho no es mi fuerte. Dejo el testigo a otros más versados. Seguro que tú o Man, sabéis lidiarlo con garbo.

    Y en cuanto a lo de la fotografías, son siempre magníficas casualidades. Me limito a disparar y punto. Analfabeta fotográfica, vamos, pero con las máquinas de hoy día cualquiera puede.

    ResponderEliminar
  49. Alegre opinador, gracias por tus buenos deseos.
    Y, oye, tampoco se queda manca la semana santa sevillana según cuentan.

    ResponderEliminar
  50. Clares, qué alegría verte por aquí. Ánimo, chica, con los enredos intelectuales. Verás como después recoges los frutos y bien que me alegraré.
    También voy yo liada con mil cuestiones que no vienen al caso y que me van a tener algo apartada, pero merece la pena, qué duda cabe.

    Cuídate y no te deslomes en la tierra.

    Besos grandísimos, superlativos, y cuando puedas echaremos unos cafés, que le hacen mucho bien al alma.

    ResponderEliminar
  51. Mateo, gracias por tu energía positiva.
    Para ti, amigo, un beso muy especial y muy sentido, con mucho cariño solidario.

    ResponderEliminar
  52. Anna, pues imagina a los "salzillos" desfilando por las estrechas calles de San Pedro, San Nicolás... Una belleza. La descomunal "Última cena", con los doce apóstoles y Jesús, con la pesada mesa llena de viandas, es inenarrable describirla en su desfile a hombros de esforzados nazarenos. Hay que verla por las calles.

    Me encanta tu sentido del humor, catalana resalada. Petons bien grandes.

    ResponderEliminar
  53. Mamé, qué le vamos a hacer si somos españoles y, encima, del Sur. Nos va la juerga, chico.

    ResponderEliminar
  54. Lembranza, eso creo, que estaré de juerga lo que resta de esta semana y, sobre todo, la siguiente, la apoteósica de primavera.
    Ya os contaré, querida amiga.
    Un besazo bien grande.

    ResponderEliminar
  55. Virgi querida, si te acercas a Murcia que sea por estas fechas o en otoño o invierno. No lo hagas en verano, que es un auténtico infierno, te lo aseguro. El calor derrite hasta el asfalto.

    Los "salzillos" los puedes ver durante todo el año, aunque en su casa, en su museo, de otra forma, por supuesto.

    Un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  56. Mercedes, gracias por tu incitación a la juerga, aunque pocos ánimos necesito a esos efectos, que bien me apunto a todas las que salen y el cuerpo resiste.
    Fíjate si estaré metida en el lío que te debo visita triple, pero apuntada está en el "debe".
    Voy por aquí y por allá a ratos, según los tengo.

    Abrazos enormes.

    ResponderEliminar
  57. Kety, tú eres una niña seguro, que todas arrastramos en el corazón la que fuimos un día.
    Un abrazo muy fuerte y disfruta de esos nietos que tienes.

    ResponderEliminar
  58. Querida Emey, no tienes más que acercarte para acá. El alojamiento lo llevas ya solucionado.
    No se hable más: tú dices fecha y a ello.
    Pensátelo, que va de veras.

    ResponderEliminar
  59. Alberto, el silencio lo nombramos porque existen las palabras. Por fortuna, claro.
    Un besazo grande, querido gaditano.

    ResponderEliminar
  60. Jorge, gracias por tus buenos deseos.
    Eso hago, disfrutar lo que puedo, que son días muy especiales y muy bonitos en esta tierra mía.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  61. Emibel, gracias.
    Si respiras alegría, no te engañas, que Murcia es alegre por los cuatro costados.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  62. Ramón querido, ay nuestro Mediterráneo maravilloso, la luz cegadora, la alegría, el eco de las palabras de dos días atrás. ¡Cuánta amistad, cuánta hermosura amparada bajo la luz deslumbrante!
    Petons.

    ResponderEliminar
  63. Paloma, tú también respiras la luz, sabes de su llamada, te llenas de su fiesta.
    Tan cercana está Alicante...
    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  64. Pulgarcito, lo dicho a Emey te es extensivo, así que en vosotros queda.
    Ah, y alguna o varias botellas de vino caen seguro.
    Besos trasoceánicos.

    ResponderEliminar
  65. Cabopá, qué bien lo has dicho: "los murcianos no necesitamos nada para estar en la calle". Siempre en la calle, vivimos la calle, y más si hace bueno.

    Bueno, querida amiga, cómo te explicas. Me encanta. Y tu entrada de hoy, la de las fotos de los "coloraos", estupenda.

    Que siga el ambiente, que nos queda un trecho largo de fiesta aún.

    Besicos.

    ResponderEliminar
  66. AroBos, qué razón llevas. ¿Quién resiste dentro tras el largo invierno? Y más siendo del Sur.
    Besazos y disfruta tú también estos días.

    ResponderEliminar
  67. Man, qué murcianico más majo eres. ¿Y cómo voy a salir del cogollo si por él paseé mi juventud?

    Te cedo todas las fiestas, que mi pluma es caprichosa y a saber por dónde le dará. Además, tengo amigos invitados estas dos semanas, con lo cual mi tiempo es más bien escaso.

    Un besazo inmenso y enhorabuena por esa magnífica entrada sobre los "coloraos".

    ResponderEliminar
  68. Rosa, no te preocupes, que ya le echo encomiendas tuyas a los pasos con los que me topo.
    Disfruta tú también estos días en compañía de los tuyos, que es una de las mejores formas de disfrutar.

    ResponderEliminar
  69. Lanita, gracias por tus deseos. Eso hago y no paro.
    Besazos grandísimos, que te envuelvan del todo.

    ResponderEliminar
  70. Nina, si estoy casi todo el tiempo en la calle.
    Y ya sabes, apúntate con Emey y Darío a ver Murcia.
    Baci, guapísima.

    ResponderEliminar
  71. José, ya estás a punto de liberarte, te queda poquísimo, amigo. En nada, el disfrute, las calles de Cartagena y mucho más. Por fortuna, mucho más hasta el domingo de Resurrección.

    ResponderEliminar
  72. Culturajos, qué os voy a decir a vosotros que no sepáis. Si habéis descrito el ambiente de maravilla...

    Murcia es un pañuelo, quién sabe. Si os veo, nos corremos unas risas a gusto. Aunque también estamos saliendo por los alrededores, para enseñar cosas chulas a los amigos que tenemos en casa.

    Besazos dobles, pero no por las cañas, sino por los queridos destinatarios.

    ResponderEliminar
  73. Tranquila, tú disfruta, que ya te pillaremos cuando vuelvas. Seguro que alguien como tú está recogiendo mil experiencias para este espacio.
    Hasta pronto.

    ResponderEliminar
  74. Mariano José, tranquilo que estás presente en mis brindis. !Ah, si vieras cómo sientan las cañas en esta Murcia! Y si van con ensaladilla, matrimonio (anchoa y boquerón, no te me pongas suspicaz), hueva y almendras, pues figúrate.

    Pues es verdad, que esos ojazos del ángel de Salzillo miran como mira el Che en la famosa foto. ¡Si Salzillo levantara la cabeza, o el Che! Jajajaja.

    ¡Salud, amigo Mariano!

    ResponderEliminar
  75. Dilaida querida, gracias por tus buenos deseos y si tú dices que Salzillo fue uno de los grandes escultores barrocos, yo agacho la cabeza y lo acato con humildad y con mucho gusto (gustazo), que eres muy entendida en arte.
    Bicos, amiga.

    ResponderEliminar
  76. Thornton, tú sabes lo que cuesta resistirse a la belleza de estos días en nuestra tierra.

    Me encantan todos los sitios que nombras. ¿Sabes? Un día que me dé por ahí, iré al Malecón y me lo haré enterito, que hace muchos años que no me doy la caminata. Claro, que ya no estará aquel bar de huerta tan entrañable al final del todo, a mano derecha, o quién sabe.

    Besos enormes y disfruta en Logroño.

    ResponderEliminar
  77. Maripaz, gracias.
    No veas, apenas paro en casa. Algún ratico apenas.

    Disfruta tú también y un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  78. Luis, la verdad es nos estamos librando de momento del mal tiempo, que aquí es frecuente que se ague la Semana Santa, y eso que casi nunca llueve (excepto este invierno, que lo ha hecho copiosamente, y así está la primavera de guapa).

    Tendrías que ver al ángel por la calle, con ese brazo derecho alzado y el índice apuntando hacia el cielo. Una pura hermosura. Es un ángel muy bello, tremendamente hermoso.

    Un gran abrazo y que os de un alivio el tiempo por Madrid.

    ResponderEliminar
  79. Maia, aquí se te recibiría con mucho gusto, bien lo sabes, y más viniendo de tan lejos (pobre niña mía tan allá).

    Felices Pascuas a ti también, que supongo que en Israel se vivirán de un modo muy especial.

    Un millón de besos, querida amiga.

    ResponderEliminar
  80. Isabel, pues eso de sentarnos en una terraza con una cervecita en la mano y algo para picar (esencial para no "amoscarse"), lo tendremos que hacer algún día, que no vivimos tan lejos, ¿no te parece?

    Un beso enorme y un abrazo todavía más descomunal.

    ResponderEliminar
  81. Suso querido, me dibuja la sonrisa tu comentario al mismo tiempo que me la empaña. Pero, como tú, prefiero quedarme con lo bueno, porque ellos siguen en nosotros y seguro que no les gusta vernos tristes.

    Pues Jumilla es un pueblo estupendo, como casi todos los de esta tierra. Además, allí, menudos vinicos hacen, que cada vez los perfeccionan más y es un gusto beberlos.

    ¡Qué tiempos aquéllos de los pelos largos y las faldas cortas! La de miradas censuradoras que generaron...

    Un abrazo y disfruta tú también, y mucho, que lo mereces.

    ResponderEliminar
  82. Blanca querida, cómo te entiendo en tu apetencia, que cuando yo vivía fuera a veces me entraban unos antojos locos por todas las cosas de aquí... Pero, tranquila, que Murcia, con sus plazas de San Pedro, de Las Flores y Santa Catalina, además de las de Belluga, San Juan y tantas y tantas otras, estarán aquí para cuando llegues de nuevo,

    A ver si es verdad que te acercas por estas tierras, tan cercanas a esa otra patria tuya: Orihuela, de donde era el querido Miguel, al que tanto y con quien tanto queremos.

    De postre, ni qué decir tiene: el paseo hasta Diego, institución en materia de libros en esta Murcia, como bien sabes y has practicado.

    Y si te lo permite la agenda y la apetencia, pues nos tomamos la ensaladilla juntas.

    Un fortísimo abrazo y ojalá remitan algo esas lluvias que grisean Galicia.

    ResponderEliminar
  83. Carlos, pues yo a un poeta barraquero no le niego nada, así que por "El tablacho" pasaré a partir del domingo, que es cuando os estrenáis.

    Un abrazo grande y todo mi agradecimiento.

    ResponderEliminar
  84. MA, muchísimas gracias por ese premio, aunque el mayor premio ha sido que te acordaras de mí.

    Ya lo he colocado en el blog, pero perdona que no haya cumplido el resto de las reglas, porque las mismas no van conmigo ni con mi forma de entender estas cosas. Bueno, ya te lo comenté en tu blog.

    Delicado esto de los premios blogueros. Sí, sí, muy delicado. ¿Son premios o publicidad para quien los entrega? Ahí está el meollo, MA.
    Cuando se da un premio es por pura generosidad, un acto gratuito, sin condicionantes ni normas extrañas. Es mi forma de entenderlo. No digo que sea la adecuada, pero es la mía, en la que creo y la que defiendo.

    Reitero mi agradecimiento, MA.

    ResponderEliminar
  85. Mercedes, eres un encanto.
    En el próximo ratito que pueda ponerme al ordenador, me tocas tú. Ahora, ya voy pasada, que es hora de salir a cenar y me llaman impacientes.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  86. Yo soy un hombre común y desea publicar mis cartas, además de mi casa.
    Yo no hablo español, pero voy a utilizar los recursos de traducción para la comunicación con usted.
    Tengo poemas, cuentos y ensayos.
    Le pido que lea uno, sólo uno.
    Y si usted lee dice algo distinto, como quieras (sonrisa).

    Un saludo y mis mejores deseos: Jefhcardoso

    ResponderEliminar
  87. Todos me estais dando envidia, de fiesta estos días y parece que yo tuviera que estar castigada. Para los sanitarios la vida es así, mientras los demás están brincando nosotros de guardia cuidando sus andanzas, para ya me llegará el momento.

    Como verás estoy retenida en La Habana, es el trabajo intenso y el descanso que necesito tomarme para poder tirar "pa lante", a ver si tengo unos días y retomo el blog, hoy ya he abierto el ordenador y voy estando un rato con cada uno de vosotros. Me alegro con tu alegría y disfrute.

    Besos

    ResponderEliminar
  88. Hola que tal,hoy salgo desde Peregrino de Sabiduria o Cuentos y Orquideas mis dos blogs,a visitar y conocer amigos nuevos encontrandome aqui en tu sitio,que dicho sea de paso esta exelente,muy bueno,cuando quieras pasate por casa,las puertas estan abiertas,mucha luz y hasta pronto...

    ResponderEliminar
  89. Jefh, cuando tenga un rato voy a visitarte.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  90. Laura querida, qué razón llevas. Siempre he pensado en determinados oficios muy sacrificados, esos que trabajan cuando los demás descansamos y nos divertimos, como ocurre en la hostelería o en los hospitales. Qué gran mérito tenéis y os lo reconozco.
    Descansa tú también lo que puedas.
    Te abrazo muy fuerte.

    ResponderEliminar
  91. Lely, gracias por pasarte por esta casa, que es la tuya, y por quedarte. Bienvenido seas y corro a conocerte.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  92. Magnífico Isabel.
    Ya en cuanto pase el sarampión hablaré de la estética de las liturgias.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  93. Querida Ana, es lo que toca, diversión. De paso, también observo los modos y costumbres, que nunca dejan de asombrarme por muy de aquí que sea (no sé si se debe a que viví dieciocho años fuera de Murcia y eso da el distanciamiento oportuno).

    Un abrazo enorme y espero con impaciencia esa entrada tuya sobre la estética de las liturgias. Por regla general, a quienes somos algo descreídos siempre nos han fascinado.

    ResponderEliminar
  94. ¡Cuánto tiempo, Isabel!
    Qué fotos más luminosas has sacado de Murcia... En la primera, casi sale la casa donde nací yo, al lado del Palacio Almudí.
    Cuando me fumaba las clases (¿está mu mal decir esto, verdad?), en mi juventud, me escapaba al museo Salzillo. Es impresionante ver de cerca los pasos que luego salen en la procesión. En realidad, me recorría todas las exposiciones habidas y por haber. ¿Por qué no tendré ahora, clases que fumarme?, ja,ja,ja
    Mañana, martes, día del bando, me vestiré con las galas murcianas. Ya inauguré el domingo las barracas, ¿para qué perder el tiempo? Es un día mágico: te encuentras por la calle a todos los amigos que no has visto en un año, y a algunos sólo los ves este día. Siempre deja un buen sabor de boca esta jornada.
    A ver si de una vez nos encontramos... ¿Irás a la procesión más folklórica que tú y yo sabemos?
    Yo, siempre sigo a la virgen un ratito y después me voy para la casa de nuestro amigo.
    Casi no tengo tiempo de nada últimamente, entro en algún blog de soslayo, y aún me queda faena y ocupación, pero llegará el momento, en que me pueda poner al día con tu blog. ¡Eso espero!
    Un abrazo muy grande y besos.

    ResponderEliminar
  95. Hola Isabel, paso a visitar tu casa gracias por tu visita y comentario dejado en mi blog.

    Un abrazo de MA .

    ResponderEliminar
  96. Querida Begoña, es que las imágenes de nuestro Salzillo quitan el hipo vistas al natural, ya sea en la procesión de "los moraos", ya sea en su museo, un lugar que recomiendo a todo el que venga a Murcia.

    A la Contrapasmo no sé si podré acercarme. Depende, porque tengo los meses de abril y mayo hasta arriba, todos los fines de semana comprometidos, que últimamente no sé qué ocurre que me falta tiempo para todo y para todos. Así que también te entiendo a ti en tu falta de tiempo. Son fases, etapas. Cuando concluyen, llega de nuevo la "aurea mediocritatis" romana y podemos seguir con nuestras rutinas de forma ordenada. Entre tanto, se trata de lidiar los acontecimientos según vienen y podemos, que no es poco.

    Anoche inauguré el barraqueo, apenas un ratito, pero muy agradable. Hoy, día grande como sabes, saldré con la familia al mediodía. Unos se visten y otros (como yo) ni por todo el oro del mundo, que jamás lo he hecho ni me ha seducido de forma especial. Debe ser que me disfracé mucho de pequeña y le perdí la querencia a eso de convertirme en otra. ¡Qué sé yo! Pero reconozco que soy una egoísta, porque me encanta ver a todo el mundo de huertano.

    Besazos inmensos y bienvenida de nuevo a estos parajes.

    ResponderEliminar
  97. Gracias a ti, MA, por pasarte por aquí.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  98. Ale, ale, a disfrutar niña!! Ya sabes que en Andalucía nos llamamos niños aunque tengamos 80 años.

    Que fotos tan bonitas y que ambientazo en la calle, con sol y alegría, que ganas de pasear y descongelarse de éste largo invierno.

    Salcillo es fantástico, que maravilla poder disfrutarlo en directo. Creo recordar que en Granada hay una Inmaculada suya, en la catedral.

    Que te lo pases fenomenal!.

    Un beso muy grande y primaveral.

    ResponderEliminar
  99. Ay que se me va el santo al cielo!.
    En mi blog te he dejado un regalillo, preciosa.

    besicos

    ResponderEliminar
  100. Qué ganas de poder estar presente…

    Un gran abrazo para ti y a divertirse.

    ResponderEliminar
  101. Hay que salir a la calle y perderse entre la multitud para seguir dándole colorido.

    Vive las fiestas de las flores y olvidate de todo, que un año pasa rápido o lento dependiendo de algunas cosas...

    Un abrazo festivo a esta única y mágica Murcia.

    ResponderEliminar
  102. Bueno un saludo para la murciana más agradable. Espero que las fiestas hayan sido enormes allí, como saben hacerlo los murcianos.Un abrazo en el reencuentro.

    ResponderEliminar
  103. Tati, gracias por tus buenos deseos y por tu alegría contagiosa.
    Ayer fue nublado, pero no por eso se deslució el ambiente ni el desfile.

    Muchísimas gracias por ese premio, que ya he colocado en la página. Con todo mi cariño, para ti y para el resto de amigos.

    ResponderEliminar
  104. Salvador, alguna caña tomaré a tu salud, por tus versos encendidos y emocionantes.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  105. Mari Carmen, como dices, son poco más de dos semanas al año, una fiesta multiplicada en la primavera que tan bien le sienta a esta Murcia alegre y mágica.
    Millones de besos.

    ResponderEliminar
  106. Carlos, la fiesta no se ha acabado. Hasta el domingo sigue, que aquí cuando nos ponemos es a lo grande.
    Besos, majísimo.

    ResponderEliminar
  107. Qué bien poder estar disfrutando de la semana santa y del Bando de la Huerta. Por desgracia, éste año no podré estar allí, pues me toca un año en Sevilla (donde vivo) y otro en Murcia. El año pasado sí que estuve y estrené traje de refajona, después de 4 años bordándomelo en hilo, qué locura. En fin, éste año me quedo en mi otra tierra, donde, por cierto está lloviendo, y ya sabeis los sevillanos cómo lloran cuando les llueve en éstas fechas tan importantes para ellos. No disfrutaré de los coloraos, pero seguramente sí de la madrugá.

    Me encanta tu blog. Muchos besicos.

    lahuertanicasevillana.blogspot.com

    (es que ya soy de los dos sitios)

    ResponderEliminar